/

18 de dic. de 2018
Nueva Vida 1081 - Igualdad y plenitud en la naturaleza

Todas las personas son iguales porque fueron creadas por la naturaleza. No hay nada superfluo en el mundo. Si una parte falta, al sistema entero le falta algo. Cada uno es importante en el sistema general de almas. La sociedad necesita respetar la contribución única de cada persona justo como cada parte del cuerpo hace una contribución diferente pero importante para el funcionamiento del todo. Si puedo arreglarme sin una persona, es señal de que desprecio la ley general de la creación. Depende de cada uno, ser garante de los otros, estar preocupado por su bienestar y ser responsable por todos. La naturaleza nos hace avanzar hacia este entendimiento de la importancia de la igualdad. Mientras más difieren las relaciones humanas de las leyes dentro de la naturaleza, más somos dañados y más sufrimos. Podemos desarrollarnos ya sea con golpes y sufrimiento o con conciencia y entendimiento. Al final, llegaremos a abrazar la igualdad de una manera u otra. La fuerza superior nos creó egoístas y dejó espacio para que nos corrijamos. En una sociedad corregida el hombre se sentirá libre como un bebé en las manos de su madre y disfrutará de que todos los demás disfruten.

Descargar archivos

Video del Programa [360p]MP4
audio del ProgramaMP3